INPQ, Proyectos de Ingeniería Informática

INPQ es una empresa joven, nacida en 2004, con un objetivo claro: dotar a nuestros clientes de las herramientas tecnológicas necesarias para optimizar su labor empresarial. Si se puede pensar, podemos programarlo.

Nuestro estilo de trabajo viene marcado por la cercanía y el contacto continuo con el cliente. Nuestro negocio es hacer que el suyo vaya mejor. Sus preocupaciones son las nuestras y sus retos serán nuestros desafíos.

Somos un equipo de ingenieros informáticos siempre a su servicio. Sabemos que, hoy en día, las nuevas tecnologías son el pilar básico de funcionamiento de muchas empresas. Sabemos, también, que su correcta gestión supone una gran responsabilidad y un voto de confianza que el cliente nos otorga. Una confianza que no defraudaremos, y a la que responderemos con profesionalidad, flexibilidad, compromiso y confidencialidad.

¿Qué ofrecemos? Ofrecemos infraestructuras y programas informáticos para hacer su trabajo más eficaz. La tecnología no debe complicarnos la vida, sino hacérnosla más fácil. Soluciones estudiadas, completas, personalizadas, con proyección a largo plazo, pero, sobre todo, sencillas.

Nuestra labor comienza con el conocimiento exhaustivo de sus necesidades. A partir de ahí diseñamos las aplicaciones convenientes, totalmente a la medida de su labor empresarial. Nuestro trabajo continua con la implantación progresiva de los avances concebidos, siguiendo de forma constante asesorando al cliente en cualquier duda o problema de funcionamiento que pueda tener.

El soporte de los programas implantados -junto con todas aquellas actualizaciones que el cliente pudiera necesitar-, y la formación del personal que trabajará con las nuevas herramientas son dos de nuestros servicios más importantes y, por lo mismo, más atractivos.

Programas de gestión comercial para pequeñas y medianas empresas, comercios, hoteles, servicios técnicos de reparaciones, talleres mecánicos, espacios Web y comercios electrónicos, diseño, soluciones de movilidad. Las posibilidades son enormes. Lo dicho: Si se puede pensar, podemos programarlo. Pregúntenos cómo hacerlo.

“Si se puede pensar, se puede programar”